Estamos a mitad del trimestre escolar y llevamos semanas corriendo sin parar: trabajo, cole, extra escolares…estamos ya preparados para unas vacaciones!

Lo malo de correr siempre de aquí para allá es que a veces podemos irnos a la cama con esa horrible sensación de haber pasado todo el día riñendo a nuestros nenes. (“¡Vístete!”, “Ponte a hacer los deberes!”, “¡Apaga la luz!”…)

En estos casos, la herramienta que te traigo hoy te puede ayudar. Es una idea súper sencilla, espero que te resulte útil:

¿Conocías esta técnica? ¿Qué opinas de ella? Si no la conocías, ¿Vas a ponerla en práctica? Cuéntame aquí debajo tu opinión.

SHARe iT :)